Pinchad sobre las imágenes para verlas en un mayor tamaño

09 julio 2008

Puerto del Robledo, desde río Agadón

Si hace unos días os presentaba la "otra" vertiente cacereña del puerto del Robledo, la que parte de Mestas y cruza Las Hurdes por Cabezo, Ladrillar y Riomalo de Arriba, hoy os traigo la vertiente salmantina de este puerto.

La vertiente salmantina es la mas suave de las tres que podemos encontrar en este puerto. También es la mas corta, ya que apenas pasamos de siete kilómetros en su recorrido total.

Iniciaremos nuestra ascensión, una vez dejada la localidad de Serradilla del Llano, en el puente sobre el río Agadón, cuyo valle divisaremos a lo largo de la subida. En el momento de acercarme a este puerto estaban arreglando la carretera, por lo que todas las fotos aparecerán con las obras propias.

Ya en este primer kilómetro de subida vamos a empezar a calentar bien las piernas, ya que es bastante exigente, con alguna rampita superior al 10% y con una media de casi el 8. Será esta una de las zonas mas vistosas de la subida, metidos de lleno en un bosque de pinos, robles y eucaliptos. Una vez superado este primer kilómetro de mayor dureza podremos disfrutar del paisaje, ya que disminuye considerablemente la pendiente, encontrándonos incluso alguna bajada, a la altura del río Chico. Después, entre grandes claros de monte, debido a algún incendio pasado el porcentaje de la subida va a ser bastante llevadero, oscilando entre el 3 y el 7 por ciento. Este suave porcentaje, los claros que hace el bosque y lo enrevesado de la carretera con varias curvas de vaguada nos van a permitir una vista privilegiada de gran parte del valle del Agadón y de Serradilla del Llano, así como el inicio de la ascensión al puerto de la Cruz de la Rubia por su vertiente oeste, pasando por Serradilla del Arroyo y del Llano y teniendo el mismo punto de ascensión que este puerto que nos ocupa ahora.

El kilómetro final de la ascensión suaviza aun mas el porcentaje de dificultad, coronando el puerto sin haber malgastado muchas fuerzas.

Una vez arriba, justo en el límite de provincias, podemos tomar la carretera a la izquierda que nos lleve hacía Riomalo de Arriba, por la zona norte del puerto del Robledo (desaconsejado en estos momentos por el estado de la carretera, mejor subirlo que bajarlo), o bien seguir recto hacía la bajada del puerto por Carabusino y Casares de Hurdes. Vayamos por donde vayamos la belleza de la ruta va a merecer la pena.
















Datos de la subida:

Altitud.- 1075 metros.
Longitud.- 7,2 kilómetros.
Desnivel.- 325 metros.
Pendiente media.- 4,5 %.
Coeficiente APM.- 53.